Pan blanco

By Carmen

pan blanco receta

En mi retiro veraniego una de las cosas que más me gusta hacer es pasear mientras escucho los sonidos del campo,  es un ejercicio buenísimo no solo para el cuerpo sino para el espíritu. Después de una buena caminata y un baño de sales me encanta sentarme a hojear alguna revista y suelo regalarme algún capricho, en el que nunca falta algo de pan, unas veces acompañado de queso, otras de un buen aceite de oliva virgen.

Hoy he tomado un pan blanco buenísimo que horneé esta mañana bien temprano.   Es un pan de una miga jugosa y una corteza crujiente, una combinación perfecta que le permite adaptarse a cualquier momento del día: en el desayuno, como ricas tostadas; en la merienda, formando un delicioso sándwich, etc.  Aguanta bien un par de días dentro de una bolsa de pan, yo suelo guardarlo en la nevera para que se mantenga más tierno.

Este pan en concreto me gusta prepararlo dentro de un molde porque me parece muy bonita la forma que adquiere al subir y hornearse finalmente, pero puede prepararse como una barra también o como un pan redondo, esto irá al gusto de cada uno.

Es fácil, muy fácil, vamos con la receta.

INGREDIENTES PAN BLANCO:

  • 550 gramos de harina de fuerza
  • 1 pastilla de levadura prensada (fresca)
  • 1 1/2 cucharadita de sal
  • 350 ml de agua
  • 15 ml de aceite de oliva suave

PREPARACIÓN:

1.- Templamos el agua en un bol o tazón. Ponemos, aproximadamente, la mitad del agua dentro de una taza y desleímos en ella la pastilla de levadura, reservamos

2.- En un bol ponemos la harina y la sal, mezclando ambas.  Añadimos el aceite, a continuación el agua con la levadura y el resto del agua inmediatamente después.

3.- Comenzamos amasando primero con una mano, de esta forma podemos controlar mejor si tenemos que añadir, por ejemplo, un poco más de agua (para hidratar una masa que notemos algo seca) o harina.  Cuando notemos que la masa está bien equilibrada amasamos sobre la mesa de trabajo, ya con las dos manos.  Después de 10-12 minutos amasando y de conseguir que la masa se torne elástica formamos una bola y la dejamos reposar, tapada con un paño o un film transparente,  entre 40 y 50 minutos.

4.- Pasado este tiempo volcamos de nuevo la masa sobre la mesa de trabajo y la amasamos de nuevo, unos 2 o 3 minutos. Ahora vamos a ir dándole la forma definitiva a nuestro pan: redonda, ovalada, alargada… Si vamos a hornearlo dentro de un molde rectangular, por ejemplo, vamos alargando la masa hasta formar un rulo y la colocamos directamente sobre el molde que previamente habremos rociado con un poco de aceite en spray y espolvoreado con algo de harina.

Hacemos unos cortes y espolvoreamos con un poco de harina por encima:

pan blanco

Lo dejamos levar una hora, o hasta que comprobemos que ha doblado su tamaño. Ahora estará listo para hornear. Está tan bonito que apetecería comérselo ya!  🙂

pan blanco

El horno lo precalentaremos primero a 230°C y justo antes de introducir el pan bajaremos la temperatura hasta los 200°C. Lo dejamos cocer entre 30 y 35 minutos. Debe quedar dorado por arriba y sonar a hueco si lo golpeamos en la parte de abajo.  Lo dejamos enfriar completamente sobre una rejilla y ¡listo!.

pan blanco

¡Buenísimo!!! 🙂

Espero que lo hagáis y lo disfrutéis mucho. Que tengáis un dulce día!!!   🙂 🙂

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *