junio 2013 archive

Pastas de almendra

By Carmen

pastas-de-almendra-

Valoro muchísimo el trabajo artesano y manual, todo aquello que toma forma con las manos y que resulta ser una pieza única, tal vez por eso que estas pastas de almendra me gustan tanto, ya que para hacerlas no se utiliza ningún cortador, no lo necesitan; únicamente emplearemos las manos, y creedme que es una experiencia muy relajante.

Estas pastas de almendra están hechas, como digo, a la antigua usanza, empleando los mismos ingredientes y la misma técnica de amasado, reposo y horneado que seguían nuestras madres, y nos permiten jugar con la imaginación y los productos que tengamos en la despensa para darles el toque final y mucho más único, si cabe. Además de todo son facilísimas, y ahora que los niños van a empezar a tener muchos días libres es una buena oportunidad para que nos ayuden en la cocina con recetas que ellos puedan preparar y con las que van a disfrutar mucho. (más…)

Galletas abizcochadas

By Carmen

galletas bizcochadas

En términos de antojos dulces, y si tengo que decantarme sí o sí por uno en concreto, creo que me inclinaría por el bizcocho. Y es que la utilidad de un bizcocho es enorme, lo mismo sirve de base para una tarta espectacular que nos da el apaño elaborándolo de manera tradicional y sin añadidos. Estoy convencida de que el bizcocho es para mucha personas una asignatura pendiente, pero nada grave si acumulamos algo de experiencia y un poco de paciencia 🙂

Las galletas que os traigo hoy son más tiernas y jugosas, y menos duras, que una galleta tradicional, es por eso que he decidido bautizarlas con el nombre de galletas “abizcochadas”, por el simple hecho de que al comerlas casi tienes la sensación de tomar un bizcocho en un pequeño bocado.  Con la receta base que os traigo tendréis una galletas deliciosas, pero la masa admite el añadido de diversos ingredientes: almendras molidas, nueces picaditas, coco rallado, etc. logrando sabores realmente deliciosos. También podéis añadir más azúcar si os gustan más dulces. Particularmente prefiero no cargarlas mucho porque luego resultarían demasiado empalagosas con el chocolate, pero esto al gusto. (más…)